¿Tienes preparada tu ropa deportiva para trekking? Si has decidido iniciarte en esta actividad, tu vida cambiará. Del mismo modo que practicar running lo hace con los corredores, las actividades deportivas al aire libre te hacen sentir más feliz. Como nadie nace aprendido, te ofrecemos 6 recomendaciones útiles para que tu aventura sea positiva en todos los sentidos.

Las claves al iniciarte en el trekking

Compartimos contigo un decálogo de sugerencias, consejos y pautas válidas para empezar a hacer excursionismo. ¿Damos ahora mismo el primer paso?

1. Reúne el equipo adecuado

Elige una buena tienda online especializada y compra los complementos y la ropa de deporte que precisas. Incluye un chubasquero, unas buenas botas, una chaqueta apropiada, una gorra y un protector de lluvia para la mochila, entre otros elementos.

2. Mantén unas expectativas razonables

Cuando nos desenvolvemos en la Madre Naturaleza, la humildad es un valor imprescindible. Así que sé prudente. Sé consciente de que estas empezando y, en función de ello, elige una ruta acorde con tu nivel y posibilidades. Considera también cuánto tiempo llevas entrenando y en qué estado físico te encuentras. Valora asimismo los aspectos técnicos del itinerario, como el clima, la altura o la duración de la ruta.

3. Comienza en un equipo

En tus primeras experiencias es mejor contar con el respaldo de excursionistas avezados, experimentados y animosos. ¡Aprenderás más y descubrirás consejos adicionales a los que te proponemos! Por otra parte, a menudo se disfruta más de la naturaleza en buena compañía.

4. Prepara tu ruta

La experiencia debe comenzar antes de salir de casa. Estudia cuáles son los rasgos de ese itinerario, qué enclaves son los más carismáticos y exigentes, dónde es posible acampar, cuáles son las principales dificultades y, sobre todo, qué climatología, previsiblemente, podrías encontrarte. En función de ello, toma las medidas oportunas: incluye el material y la ropa de deporte adecuados, así como los complementos oportunos. ¡Nunca inicies una ruta sin haber estudiado bien su mapa!

5. Aligera tu equipaje

Ir bien equipado y muy equipado son cosas distintas. Cuanto más pese tu mochila, más difícil te resultará el avance y disfrutar al hacerlo. Sobre todo al principio, creerás que no puedes prescindir de casi nada. Y es cierto en muchos casos: el agua, la protección solar, algún que otro alimento… Pero pronto aprenderás a discernir lo imprescindible de lo que pesa y no aporta demasiado.

6. Recupera con frecuencia

¿Recuerdas el criterio de humildad que comentábamos? Aplícalo también durante la marcha. Hidrátate —por dentro y por fuera— con frecuencia, come de vez en cuando y haz un descanso de 5 o 10 minutos cada hora de marcha (al menos).

Si llevas el equipo y la ropa deportiva idóneos y sigues estos consejos de trekking, todo irá fenomenal desde el primer día. ¿Empezamos juntos?